¿Has pedido antes de las 15:30? Enviado hoy. Envío gratis a partir de 50 € Devoluciones gratis en un plazo de 30 días
4,8
Cuchillos de cocina &
utensilios de corte
Sartenes &
baterías de cocina
Afilado &
mantenimiento
Navajas &
multiherramientas
Linternas
& pilas
Prismáticos
& scopes
Al aire libre
& equipo
NovedadesOfertas
& descuentos

Navajas & multiherramientas

Cuchillos Eden Dento: tradicionales y afilados como cuchillas

Los cuchillos de cocina japoneses de la serie Eden Dento siguen siendo producidos a mano por auténticos expertos japoneses tradicionales. Se fabrican en un pequeño taller en vez de en una gran factoría.

Estos cuchillos están hechos con la artesanía tradicional centenaria de los fabricantes de cuchillos japoneses. Ofrecen características excepcionales como un peso ligero, una hoja de acabado rústico y afilado máximo. ¿Estás buscando un cuchillo de cocina japonés afilado? ¡Eden Dento es tu mejor elección!

La hoja

El núcleo de la hoja está forjado con acero Aogami de primera calidad. Se trata de un acero al carbono no inoxidable que, para la serie Dento, se endurece a aproximadamente 63 HRC. Debido a su dureza, este acero puede afilarse con la máxima agudeza. El núcleo está laminado entre dos capas de acero inoxidable más suave por motivos de protección. Estas capas tienen un acabado rugoso, al que los japoneses llaman Nashiji.

El mango

El mango está hecho de elegante madera de cerezo americano, mientras que la virola es de pakkawood negro. El mango sigue la forma del diseño japonés y su peso es muy ligero. Cuenta con una ligera capa de cera para que pueda soportar unas pocas gotas de agua, pero es mejor mantenerlo lo más seco posible.

Consejos de uso

Para un cuchillo de cocina japonés como este, el uso y el mantenimiento adecuados son importantes. El borde está finamente afilado y es muy duro. Un uso inadecuado puede dañar la hoja. Usa el cuchillo en una tabla de cortar de madera o de plástico blando. Debe evitarse todo movimiento lateral con el cuchillo. ¡Ni se te ocurra utilizarlo como cuña o para trocear! Además, mantenlo alejado de los huesos y los alimentos congelados, y no lo uses para rallar. Como el núcleo de la hoja no es inoxidable, debe lavarse y secarse inmediatamente después de su uso. No esperes a después de comer, sino que límpialo directamente después de cortar con él. Tienes que limpiarlo a mano, porque un lavavajillas causará daños irreparables en el cuchillo.